400 periodistas acuden al preestreno de ‘Secretos de Estado’

Ni la amenaza de lluvia ni la convulsa actualidad política y mediática lograron amedrentar a los casi 400 periodistas que este jueves se congregaron en la sala 5 de Cinesa Proyecciones, en la Calle Fuencarral, para asistir al preestreno organizado por Conversaciones con y la distribuidora eOne Films. La cinta lo merecía: basada en hechos reales, relata la historia de una filtración que puso en jaque la estrategia de Estados Unidos y Reino Unido para lograr el apoyo de Naciones Unidas a la invasión de Irak, en el año 2003.

Han transcurrido más de quince años desde aquella guerra, que muchos de los asistentes siguieron ya desde las trincheras del periodismo. Otros eran aún demasiado jóvenes. Pero más o menos veteranos, conocedores o no de los pormenores de aquella invasión, todos se asomaron con curiosidad a la historia de la intérprete británica Katharine Gun, procesada por vulnerar la ley de secretos oficiales del Reino Unido al filtrar a la prensa un documento con los planes de Estados Unidos para espiar a delegados de la ONU y lograr sus votos a la resolución que avalaba su ataque contra el régimen de Sadam Hussein.

Entre los que no quisieron perderse el preestreno estuvo Ana Rosa Quintana, que tras disfrutar de la película comentaba admirada lo “maravilloso” que era el riesgo asumido en esta historia por el periodista al que le llega la información, y por el director de su periódico, el semanario The Observer, que en aquel momento apoyaba la guerra, y que publicó la noticia en contra de su propia línea editorial. “Películas así nos estimulan a seguir llegando al fondo de las cosas”, comentó.

La periodista de Tele 5 no fue el único rostro televisivo que desfiló por los cines de la calle Fuencarral. También acudieron periodistas como Inma López Vadillo, de Telemadrid, Palmira Díaz de Atresmedia, José Antonio Guardiola, de TVE, o Joaquín Castellón, de La Sexta, que destacó lo bien reflejado que está en el film el proceso de chequeo de la información, e incidió en la necesidad de que esta película la vean también los políticos, que deberán aprobar en breve una ley que proteja a aquellas personas que deseen denunciar hechos que sean de interés público, como se está haciendo ya en el resto de países de la Unión Europea.

También Virginia P. Alonso, codirectora de Público y presidenta de la Plataforma en Defensa de la Libertad de Información (PDLI), comentaba a la salida lo que le había gustado la película, en la que el director australiano Gavin Hood dibuja la disyuntiva de quienes se enfrentan al dilema de hacer pública una información pasando por encima de las leyes vigentes sobre secretos oficiales y dejando a un lado su interés personal.

También Agustín Yanel, ex de El Mundo y secretario general de la Federación Española de Sindicatos de Periodistas (Fesp), acudió a la proyección acompañado por un nutrido grupo de miembros del Sindicato de Periodistas de Madrid (SPM), entre otros Alicia Armesto o José Manuel Martín Medem. No podían perderse un debate tan sabroso sobre el derecho a la información y el choque con los controles de la maquinaria gubernamental. Estos y otros temas llenaron a la salida los corrillos y las conversaciones. Seguiremos #celebratingjournalism, celebrando el periodismo.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*