Luz verde a nuevo campo de golf del presidente Trump provoca descontento en Escocia

Trump International Golf Links es uno de los tres complejos que el multimillonario convertido en político tiene en Europa Uno está en Irlanda, los otros dos –Turnberry y Trump International– en Escocia, país natal de su madre, Mary. Este segundo campo escocés está ubicado al noroeste de Escocia, en la localidad costera de Balmadie, y está a pocos kilómetros de otro campos de su propiedad construido en 2006.

Trump compró el terreno al norte de la ciudad de Aberdeen en 2006 y, con su característico estilo, se comprometió a construir «el mejor campo de golf del mundo». El complejo abrió en 2012.

Prometió crear 6.000 puestos de trabajo e invertir 1.000 millones de libras (1.300 millones de dólares, 1.100 millones de euros). Pero, según los últimos datos, los dos clubs escoceses registraron pérdidas de 1,25 millones en 2017 y de 1,07 millones de libras en 2018, año en que emplearon a unos 650 trabajadores, entre temporales y fijos.